Comenzamos un repaso a los collares que hemos fotografiado recientemente, inspirándonos en el impresionante modelo “alado” que la actriz Elena Anaya eligió para acompañar su vestido de Lanvin y con el que subió a recoger el Goya a la mejor actriz por La piel que habito.

Empezamos con un repaso a los collares que eligen tres bloggers españolas. En la imagen superior, Belén de Balamoda, con la que pudimos contar en nuestro especial “cambio de look” luce  collar de coral rojo y obsidiana de Sita Bamboo. En la parte inferior, la clásica cadena con el nombre de su dueña; en este caso Elena, del blog Lady B. A la derecha un collar que pertenece a Sara de Fastfashion, a la que pudimos fotografiar para nuestra serie “Sígueme Streetstyle“, en la que una misma protagonista luce varios looks.

Los colgantes, pequeños o grandes son una de las tendencias que más hemos visto alrededor el cuello. En la primera imagen, Blanca, nos muestra un colgante en forma de bola. Abajo a la izquierda, ella misma luce uno rojo de Bimba & Lola para completar un colorido estilismo, que puedes ver completo haciendo clic en la imagen. Arriba a la derecha, un colgante con un pájaro dibujado, firmado por  su propia dueña, Julia, diseñadora de la firma Gisela. Por último, sobre fondo negro, el colgante en forma de llave que lucía la actriz Carolina Bang durante la reciente edición de Fashion Week Madrid. ¿Qué abrirá?

En la foto superior, una selección de los collares de fantasía más llamativos. Arriba a la derecha, dos collares en forma de molduras que luce la diseñadora Mar González pertenecientes a su firma, O’glez. En la parte inferior, dos piezas con forma animal, una serpiente dorada de Blanco, que luce Paula Ordovás y una paloma de Hoss Intropia, que luce Blanca Lasheras. Toma nota precisamente de la forma en la que Blanca viste su collar, sobre la camisa, igual que lo hace Isabel (imagen inferior), colocándo sobre su camisa vaquera un collar dorado de H&M.

Y a ti, ¿qué collares te acompañan durante el invierno? ¿Los combinas también sobre el cuello alto o los reservas para el buen tiempo?