Marta Romero es abogada y escribe el blog La Presse de Charonne. La hemos fotografiado con un sombrero cloché comprado en Argentina. El resto del estilismos está compuesto por una gabardina ede Springfield, vestido de Sfera, bufanda tunecina, zapatos oxford de Hakei y bolso de Hispanitas.

En nuestra sección Diccionario os explicamos de forma visual y práctica, conceptos relacionados con la moda. Hoy nos centramos en el sombrero cloché.

El sombrero cloché es mucho más que un simple accesorio; es una de las señas de identidad del periodo entreguerras, de los años 20 y  de la corriente progresista que gran parte la sociedad occidental acogió tras la I Guerra Mundial. Las mujeres adoptaron la moda “garçonne” o “flapper”; una forma de vestir más cómoda, que les permitía moverse con mayor agilidad, practicar deportes, fruto también de la incorporación de la mujer al mundo laboral.

Pero no sólo es parte del pasado, el propio Ralph Lauren apuesta por el sombrero cloché, y por la indumentaria británica más clásica, para la presente colección otoño 2012-13.  Una puesta en escena que parece salida del corazón de Yorshire o de la mismisima mansión de Downton Abbey, la popular serie de la cadena brítanica ITV que se ha convertido en un testigo perfecto de la evolución y el vestir de las distintas clases sociales, durante la primera mitad del siglo XX.

Tres de las protagonistas de Downton Abbey.

El sombrero cloché está compuesto por un casquete, más o menos calado, con un efecto “evasé” sobre la frente, por eso también se le denomina sombrero acampanado.

Se dice que el sombrero cloché respondía al peinado de la época, también a lo “garçonne”; peinados masculinos, ondas de agua y pelo sin volumen. Por eso los clochés se solían confeccionar a medida, para que cubriesen la frente, imitando el corte de pelo.

Como en la imagen anterior, existía una gran variedad de modelos y materiales. Arriba a la izquierada, la actriz Vera Lennox luce un modelo años veinte con detalle plisado firmado por Victor Jay; a su lado, la modelo Twiggy posa a mediados de los 60s, con una versión de ala asimétrica.

En la segunda fila, dos modelos muy llamativos con lentejuelas y hojas, demuestran la gran variedad y complejidad de algunos modelos. Cierra el collage, la actriz británica Joan Barry, que posa con un original modelo de fieltro y sin campana, correspondiente al año 1929.

En una foto de archivo, hemos encontrado a la actriz Katie Holmes, luciendo un cloché por exigencias del guión y hemos de reconocer que debería incorporarlo a su armario porque le sienta como un guante.

Leighton Meester también ha lucido el cloché durante la serie Gossip Girl. Toma nota de este look con bolso acolchado y abrigo de cuadros porque es perfecto como inspiración para este otoño.

A continuación, te proponemos varios clochés para que los combines con tus estilismos otoñales. Firmas como Target, Forever 21 u Old Navy, los proponen en sus colecciones actuales.

Cloché